Esta es la historia del ‘Lobo feroz’, el barranquillero acusado de violar a 500 niños y vender los videos

Juan Carlos Sánchez Latorre / Imagen ilustrativa. Foto: Semana.com / radio-canada.ca

Escalofriante. Así es el caso de Juan Carlos Sánchez Latorre, un barranquillero de 37 años quien es acusado de pornografía infantil y de abusar sexualmente de más de 500 menores de edad. Al parecer, una de sus últimas víctimas tan solo tenía 14 meses de nacida. Las edades de las otras víctimas oscilaban entre los 8 y los 14 años.

En 2008 lo arrestaron por primera vez sindicado de acceso carnal abusivo y acto sexual con menor de 14 años. En esa época fue reconocido por 6 víctimas de las más de 50 violaciones en Barranquilla y municipios cercanos. Pero ese mismo año un juez lo dejó en libertad por vencimiento de términos.

Desde entonces se le perdió el rastro hasta que en 2011 volvió a saberse de él de la forma menos esperada. En México fue arrestado un pederasta conocido como ‘Anthony’ y al revisar sus correos, chats y videos descubrieron que había material proveniente desde Colombia.

Lea también: Mabel Lara y Paola Ochoa también han confesando haber sido victimas de acoso

Entonces Interpol México se comunicó con su par colombiano y se inició la investigación, que determinó que el contenido de 276 videos grabados entre 2008 y 2011 fueron filmados por Sánchez Latorre, quien se hacía llamar ‘Lobo feroz’, y que dejaban ver cómo los menores eran abusados de una forma brutal.

Juan Carlos Sánchez Latorre llevaba una vida normal, como tecnólogo de sistemas. Foto: Semana.com

De inmediato inició la búsqueda del violador. Agentes de la Dijin realizaron sus pesquisas hasta que lo identificaron plenamente. Lo buscaron en varios cafés internet y centros de videojuegos de Barranquilla y otros municipios, hasta que en 2017 contactaron a un adolescente que confesó ser una de las víctimas y quien contactó a los investigadores con otros menores que también lo identificaron.

Los uniformados llegaron hasta un lugar en el que vivía la familia del violador y vigilaron el sitio por varias semanas pero él nunca llegó allí. Las investigaciones permitieron establecer que Sánchez Latorre se había ido a Maracaibo, Venezuela, a principios del año pasado.

La Policía colombiana se comunicó con las autoridades venezolanas y estas lograron su captura en los primeros días de diciembre cuando rondaba un parque infantil y fue trasladado a una cárcel de Cáracas, donde está a la espera de que lo envíen a Colombia.

También le puede interesar: Enfermero que habría abusado de un paciente ya se encuentra en la cárcel Modelo de Bucaramanga

Modus operandi

Según las autoridades Juan Carlos Sánchez Latorre llevaba una vida normal como tecnólogo de sistemas en una empresa de Barranqilla, pero frecuentaba locales de videojuegos y fotografiaba a sus posibles víctimas para enviarle las imágenes a sus contactos en México, donde le indicaban a cual menor violar.

Después los contactaba y le daba entre 2.000 y 5.000 pesos para que se dejaran tomar fotos desnudos. Cuando se negaban los intimidaba, los sometía a la fuerza y los abusaba sexualmente. En ocasiones hasta los amenazaba con armas blancas o con asesinar a sus familiares si contaban lo sucedido.

Al parecer, este sujeto vendía los videos que él mismo grababa y editaba en precios que oscilaban entre los 100 y los 400 dólares.

Con información de Semana.com

Andrés García
Acerca de Andrés García 341 Articles
Comunicador Social - Periodista de la Corporación Universitaria Lasallista. Tiene más de 6 años de experiencia en medios de comunicación impresos y digitales, tales como el periódico El Mundo, la Casa Editorial El Tiempo y Minuto30.com.