Cárceles colombianas: así viven los sexo diversos

El problema tiene décadas, pero las personas que viven esta realidad no dejan de luchar. Durante muchos años se ha discriminado y maltratado a los ciudadanos sexo diversos por su condición. Por eso, los defensores de sus derechos han alzado la voz para que la situación que viven durante su condena en las cárceles tenga una solución pronta.

agenciadenoticias.unal.edu.co

Un nuevo trato para los sexo diversos en las cárceles

Aparte de los 74 países del mundo donde la homosexualidad en todas sus vertientes es penada y condenada incluso de formas brutales, Colombia también tiene una realidad que merece ser contada respecto al tema. Y es que a los homosexuales, bisexuales, transexuales, lesbianas e intersexuales, se les ha dado un trato, más que discriminatorio, cruel en algunos aspectos. De esto, surge un nuevo planteamiento que propone darle una garantía expresa a su identidad, así como derechos a la integridad, igualdad, intimidad y desarrollo de la personalidad, todos estos implícitos en varios sub-renglones.

Primero

Garantizar la salud y el acceso a tratamientos especiales para las personas transexuales que necesitan usar hormonas y otros medicamentos, desde el momento de su ingreso a las cárceles. Además, se prohibiría el uso de la orientación sexual como criterio de clasificación para la ubicación dentro del penal, permitiendo así que los prisioneros elijan dónde quieren pasar su condena.

Sexo diversos exigen igualdad en trato
www.latintimes.com

Segundo

Ninguna persona sexo diversa podrá ser castigada por sus muestras de afecto dentro de las instalaciones. Tampoco le será exigido que durante las visitas conyugales compruebe la existencia de una relación estable, al igual que no se les exige a las parejas heterosexuales.

Tercero

Les permitirán usar pelucas, maquillaje o cualquier indumentaria que valide su identidad como un elemento de expresión de la misma.

Cuarto

Se les debe garantizar que sus derechos, tanto a la integridad como al respeto de su personalidad y dignidad, prevalecerán ante cualquier circunstancia; incluyendo requisas, exámenes y demás procedimientos dentro del penal.

Podemos apresurarnos a pensar que la reclusión, en su misma naturaleza, no está concebida para ser fácil. Por el contrario, está creada para aislar y escarmentar a quienes cometen crímenes que afectan a la sociedad. Sin embargo, es necesario y es justo considerar que un recluso sigue siendo un ser humano y, como tal, debe ser tratado según principios constitucionales tan básicos como el respeto.

Facebook Comentarios

Daniel Rodríguez Poveda
Acerca de Daniel Rodríguez Poveda 385 Articles
Abogado Magíster en administración de empresas. Profesor universitario y pionero en transformación digital para el crecimiento económico y social de Colombia, reconocido por el Ministerio de Tecnologías de la Información y Comunicaciones.