¿Reconoció a un hijo que sabía que NO era suyo?

SplendidMind.
SplendidMind.

El caso de un fallo de la Corte Suprema de Justicia abrió un debate en el país sobre las consecuencias que podría tener una persona si -por cualquier motivo- reconoce a un hijo que no es suyo, pero que luego se arrepiente.

Este es el caso de Jorge*, tal y como lo denominó El Espectador, el diario que dio detalles sobre un caso que puso sobre las cuerdas la estabilidad emocional de una menor de edad en el país.

De acuerdo con el informativo, este hombre había reconocido como hija suya a una menor de edad. Sin que tuvieran cualquier tipo de relación consanguínea.

Sin embargo, meses después de nacida se arrepintió e impugnó la paternidad ante un juez de familia, razón por la cual se inició un proceso legal que terminó afectando a todo el núcleo familiar.

No obstante, “el funcionario judicial falló en contra de Jorge, pese a que la prueba de ADN que le practicaron lo excluyó como progenitor de la niña y a que el supuesto padre biológico de la menor, también sometido a la prueba científica, tuvo una probabilidad del 99,999 % de ser el verdadero papá. En segunda instancia, la decisión fue ratificada. Así, la menor tenía por padre a un hombre que en realidad no lo era, mientras el verdadero progenitor quedaba fuera de lugar”, señala El Espectador.

De acuerdo con el juzgado fallador, “en estos casos señala que el término para impugnar la filiación paterna es de 140 días contados desde cuando se tiene el conocimiento certero de no ser el padre. Y cuando Jorge reconoció su progenitura lo hizo a sabiendas de que esa hija no era suya. En el proceso señala que lo hizo por amor a la madre de la menor, pero demandó después de los 140 días”, reveló el diario.

De Hechos y de Derechos.

Debido a estas causales, la ponencia de Aroldo Wilson Quiroz Monsalvo, que fueron recogidas por El Espectador, manifiesta que “pudo generarse una afectación psicológica a la menor demandada, entre otros daños, originada en la ruptura de los lazos afectivos creados durante años de convivencia familiar, truncados súbitamente no más que por el cambio de parecer del ascendiente (Jorge) que, a modo de retracto, decide no sólo romper el vínculo afectivo que voluntariamente auspició sino rechazar la filiación de quien una vez acogió en su seno, cual mercancía que, dependiendo del estado de ánimo, puede ser desechada. Por supuesto que dicho proceder debe dar lugar a la reparación del daño, a lo sumo psicológico”.

De esta manera y con la decisión final de la Corte Suprema de Justicia, Jorge* deberá pagar una indemnización tasada en los prejuicios, mientras que la menor de edad volverá a tener el apellido paterno.

Corte Suprema de Justicia. Caracol Radio.

Consejos para evitar este tipo de situaciones

El abogado caleño y de la Universidad Javeriana, Juan Carlos Muñoz, publicó una serie de conclusiones y recomendaciones a la hora de una impugnación de paternidad, tal y como fue el caso antes mencionado.

  • 1. No todas las cosas en derecho se deshacen como se hicieron. En este caso se debe recurrir a iniciar este proceso porque aquí prima el “interés superior del menor”, dado que lo más lógico es que en el caso del reconocimiento voluntario de menores la persona que los reconoció simplemente debería poder retractarse de esa petición con una declaración extra juicio ante el mismo funcionario que le aceptó el reconocimiento. Es que poner a una persona a iniciar procesos por algo en lo que se metió voluntariamente sólo por el supuesto interés superior de un menor (que en este caso se trata de una excusa pendeja dado que el menor antes no tenía papá) es como si usted le dijera a todos que es gay y luego necesite pedirle permiso a la Policía gay para salir con gente de diferente sexo.
  • 2. Si va a reconocer hijos ajenos, asegúrese de tener en cuenta los riesgos e implicaciones de dicho acto jurídico. Esto es importante, porque el proceso de impugnación de paternidad cuesta dinero, y podrían practicarse pruebas de ADN que están en unos quinientos mil pesos.
Facebook Comentarios

Alexander Bermúdez
Acerca de Alexander Bermúdez 832 Articles
Periodista ambiental por devoción y apasionado por los hechos del día a día, siempre en busca de historias y un devorador de libros, series, videojuegos y comics. Mi familia es mi motor para seguir por el camino del periodismo