Un reo muerto y otro herido deja ajuste de cuentas en La Modelo de Bogotá

Twitter. @carcelmodelo, elespectador.com
Twitter. @carcelmodelo, elespectador.com

El pasado 30 de diciembre, Leila Rodríguez recibió una llamada en horas de la mañana, en la que una mujer desconocida le indicaba que su hijo, John Jairo Niviayo Rodríguez, quien está detenido en la cárcel Modelo de Bogotá, había sido víctima de un atentado.

La mujer, aún desconocida, hizo mención de repetidas agresiones físicas, varias con arma blanca y mencionó que otro de los reclusos no habría corrido con la misma suerte que su hijo, pues habría perdido la vida tras las mencionadas agresiones de las cuales también había sido victima.

Tomada de elespectaor.com familiares del herido en la cárcel la Modelo

El hombre que perdió la vida sería reconocido como Carlos Humberto Nieto Chapetón, alias Careniña. Tanto Niviayo como Nieto estaban siendo procesados por los delitos de hurto agravado y calificado y tentativa de hurto calificado respectivamente. Ambos ingresaron a la Modelo en el 2107.

Se presume que ambos tenían problemas con los caciques (reclusos que tienen control en algunas zonas de la cárcel), pues 15 días antes a Niviayo Rodríguez ya le habrían torturado dos de sus dedos.

Tal parece que él le debía dinero a los caciques dentro de los negocios ilegales que abundan en las cárceles colombianas.

Tomada de radiomacondo.fm

La situación se agravaría la madrugada del 30 de diciembre cuando se oyeron gritos de auxilio, agresiones físicas y verbales en los pasillos de la cárcel Modelo de Bogotá.

Según la llamada anónima recibida por la madre de Niviayo Rodríguez, ambos presidiarios trataron de abandonar la zona en la que se encontraban como maniobra evasiva de su deuda, cuando fueron abordados por otros detenidos quienes les propinaron una golpiza, les pusieron bolsas en la cabeza, los apuñalaron y, posteriormente, les darían una pastilla para que su muerte pareciera suicidio. Así lo afirmó Leila Rodríguez para el diario El Espectador.

Tomada de primicias24.com

Jairo Niviayo sería trasladado a la clínica Los Fundadores donde le practicarían algunos exámenes médicos, mientras que el cuerpo de Nieto Chapetón sería levantado por el CTI de la Fiscalía.

El Inpec tiene el caso aun en proceso de investigación, a la espera de los resultados de los exámenes forenses de Chapetón para esclarecer las causas de su muerte. Respecto a Niviayo Rodríguez, este será trasladado a otro de los patios.

La investigación quedó a cargo del fiscal 326 de la Unidad de Vida quien, el próximo 19 de enero, tiene previsto interrogar a varios testigos que presenciaron el ataque.

Sin embargo, en tanto Jhon Jairo Niviayo regresó de la clínica al centro penitencial, supo que la mafia estaría tras su cabeza y que en caso de declarar como testigo frente a la muerte de su compañero la amenaza se haría efectiva.

Facebook Comentarios

Sebastian Urrea
Acerca de Sebastian Urrea 592 Articles
Comunicador social y periodista de UNIMINUTO, apasionado por el deporte, los medios digitales y la música tropical. Alegre, positivo y espiritual.